¿Cómo convertirse en hijo espiritual del Padre Pío?

Durante su vida, Padre Pío fue Director Espiritual de muchos devotos que deseaban quedar bajo su especial orientación y protección. Él los llamaba sus “Hijos Espirituales” y siempre les advertía que se comportasen dignamente para que “no le hicieran pasar vergüenza ante Dios”.

Desde la muerte de Padre Pío en 1968, el Convento Santa María delle Grazie en San Giovanni Rotondo extendió ese privilegio a todos los que intentan vivir una vida de gracia y aumentar cada vez más su fe por medio de su inspiración.

Tu también puedes ser Hijo Espiritual de Padre Pío.

Condiciones para formar parte de los Hijos Espirituales de Padre Pío de Pietrelcina:

1.     Vivir intensamente la vida de la divina gracia.

2.     Testimoniar la propia fe con las palabras y las obras, viviendo una auténtica vida cristiana.

3.     Desear permanecer bajo la protección de San Pío de Pietrelcina y querer participar los frutos de las oraciones y de las obras del Santo.

4.     Imitar al venerado Padre en su virtud, en particular en su amor por Jesús Crucificado, por la Santísima Eucaristía, por la Virgen, por el Papa y por toda la Iglesia.

5.      Rezar el Santo Rosario todos los días, según el ejemplo del Santo.

6.      Participar en la Santa Misa todos los domingos y fiestas de guardar.

7.     Estar animado por un espíritu de santa caridad hacia todos los hermanos.

También puedes unirte a un grupo de oración de Padre Pío o leer una frase diaria de su pensamiento, aquí: http://www.padrepiogroup.com

No hay comentarios.

Con tecnología de Blogger.